Finalizan talleres de verano con gran exposición artística

Finalizan talleres de verano con gran exposición artística

El pasado sábado 23 de enero, los niños participantes de los talleres de verano organizados por CreArte, les mostraron a sus padres el trabajo realizado durante una semana.

Isabella (10) recorre mesa por mesa del Salón del Centro Cultural Tongariki observando la exposición de manualidades que está en frente de sus ojos. Se detiene en mándalas, collares, cintillos, platos pintados y un sinfín de obras artísticas realizados por ella misma y el resto de sus compañeros del Taller de Verano realizado por la Organización CreArte con apoyo de la Corporación Municipal de Rapa Nui.

Con una exposición para los padres se dio fin a los Talleres de Verano, que buscaban principalmente, que con diversas experiencias artísticas para niños y niñas, se contribuya al desarrollo de su autoestima, creatividad y habilidades sociales, todas muy importantes en su capacidad de resiliencia.

Así lo percibió Trinidad Ferrando (39), mamá de Marari (7) y Hahave (7), quien comenta que este es segundo años que las niñas participan de este taller porque ha sido todo un aporte para ellas. “A ellas les encanta venir y les gustaría que este tipo de actividades se realizaran todo el año. Ahora no querían que se acabara”, confiesa Trinidad.

La Corporación Cultural de Rapa Nui, fue quien apoyó esta actividad porque de acuerdo a su Director, Francisco Haoa, las actividades para niños no abundan, entonces estas instancias permiten cubrir este nicho tan esperado por los padres. “Los talleres de CreArte han sido una experiencia muy positiva y van de la mano con la pertinencia de la Isla”, comenta el Director.

No hay tercera sin cuarta

Un mar de emociones. Así describe la encargada de los talleres y Directora Ejecutiva de la Corporación CreArte, que viene hace algunos años trabajando con niños del continente. “Nos vamos muy contentos por la convocatoria que llegó a los talleres, por el soporte de los padres y por el Centro Cultural Tongariki, quien nos apoya por tercer año en la realización de estos talleres y esperamos poder repetir esta experiencia el 2017”, finaliza Constanza.

Así espera también Wanda Contreras (41), mamá de Ploma (10) quién saboreó cada día la alegría de sus hijas al aprender cosas nuevas. “Paloma aprendió cosas que no sabía y ella misma definió esta semana como toda una experiencia para ella”, cuenta Wanda.

La actividad de cierre contó con la presencia de la ONG Toki, en donde niños tocaron piezas de piano y chelo para el público, cerrando toda esta experiencia con emocionantes canciones locales.

 

 

Share